Buscar
  • Cristina Díaz San Emeterio

Cómo los problemas con la comida afectan a la salud física y mental de los adolescentes

Actualizado: 8 de ago de 2020

Las obsesiones con la comida, el peso y la imagen corporal pueden indicar la presencia de un trastorno de la alimentación. Un problema que afecta a la salud física y mental, llegando incluso a suponer un riesgo en la vida de la persona.


¿Qué son los trastornos de la conducta alimentaria?


Los trastornos de la conducta alimentaria son problemas que surgen en la ingesta de alimentos y que se caracterizan por una alteración persistente en el comportamiento de las personas hacia el consumo o la absorción de los alimentos, que además causa un deterioro significativo de la salud física o del funcionamiento psicosocial. Los trastornos alimenticios son complejos y afectan gravemente a la salud de quienes los padecen provocando baja autoestima, ansiedad y en ocasiones incluso depresión.


Los diagnósticos más frecuentes son la anorexia y la bulimia pero también se incluyen la obesidad, el trastorno por atracón, el trastorno de la conducta alimentaria no especificado, la vigorexia y la ortorexia. Además, la co-ocurrencia de los Trastornos de la Conducta Alimentaria con criterios de otros trastornos en un mismo sujeto (como la ansiedad, la depresión, el trastorno obsesivo-compulsivo, el trastorno límite de personalidad y el trastorno dismórfico corporal) es tan frecuente que se convierte más en la norma que en la excepción.


¿Cuál es la prevalencia de los trastornos de la conducta alimentaria? El grupo más vulnerable son adolescentes y mujeres jóvenes. No obstante, se viene observando un aumento en hombres y mujeres adultas.


Algunas de las consecuencias de los problemas alimenticios son la desnutrición, alteraciones en el ritmo del corazón, deshidratación, cambios en el color de la piel y la aparición de caries (los ácidos del jugo gástrico deterioran el esmalte dental generando caries, sensibilidad en los dientes e inflamación de las encías).





TRATAMIENTO PARA LOS PROBLEMAS DE LA CONDUCTA ALIMENTARIA EN ADOLESCENTES


La disminución de experiencias internas como los pensamientos angustiosos sobre el cuerpo, la necesidad de comer en exceso o sentirse deprimido se pretende mejorar desde ACT mediante la flexibilidad psicológica que se logra con el trabajo de seis procesos psicológicos: aceptación, defusión, momento presente, valores, conciencia, yo contexto y acción comprometida.


El elemento fundamental en la terapia es el sufrimiento humano, entendiéndose como un efecto inevitable en el ser humano. Por ello, a diferencia de otras intervenciones más clásicas, el trabajo con ACT no busca eliminar la evitación experiencial sino sentir y valorar las situaciones que generan estas conductas y confrontarlas. De esta forma, mediante la aceptación y la mejora de la flexibilidad psicológica, la persona ganará mayor conocimiento personal que le permitirá gestionar los problemas y contará con los recursos para avanzar en la dirección de aquello que es importante en su vida.


#psicologia #saludpsicológica #trastornosalimenticios #tca #salud #anorexia #bulimia #adolescentes #terapiasconextuales #terapiadeaceptaciónycompromiso #psicoterapiaonline #psicologaoviedo

9 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo